Suertudote

Resulta poco sencillo
digerir la impunidad,
como matar sin piedad
que evoca Alfonso Portillo.
Al mundo falta un tornillo
dan premio de Presidente
al exiliado ´valiente¨
que su vida ¨defendió¨
y de recuerdo dejo
aquella cuenta pendiente.