DIF… loable dependencia

Sillas de ruedas; por cientos
de bastones y de lentes,
de consultas a la gente,
desayunos y alimento.
Procurando algún sustento,
El DIF siempre grita ¡presente!
al enfermo e indigente
la ayuda es de pronta acción,
 presidencia y dirección…
su trabajo es evidente.