Ira

Voy extremadamente confundido,
caminando la rabia va conmigo;
quitarla de mi lado no consigo,
por cosas que me ciegan el sentido.

Soy en esta ocasión el elegido,
en donde vago muerto y sigo vivo;
por traición maquinada del amigo,
sin poder sujetar en el olvido.

Culpable de la fatal infidencia
pienso ha sido la falta de constancia
y también por la cruel indiferencia;

sin importar que cerca la distancia,
mis sentimientos piden indulgencia
y la furia me pide tolerancia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .