¡Cobarde!

Que hermosa me repito en silencio, eres deveras
pasa el tiempo, te veo y me lo repito
¡cobarde! me digo; ahora te enteras
que siendo la mujer quien amas
huyes y te alejas tan recóndito.

Qué no vez, que si no dices nada, nada pasará
siempre la verás pasar
y sus mejillas con sonrisa hipócrita
besarás de nuevo;
y así; el tiempo que castiga
al temeroso contigo acabará
y en sueño; únicamente en sueño
la historia a ti mismo contarás de nuevo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.